Leche limpiadora facial. Almendras & Rosas

            Receta leche limpiadora facial de aceite de almendras y agua de rosas

Eliminar la suciedad y los restos de maquillaje es un paso fundamental en la rutina facial para evitar  que la suciedad y la grasa obstruya los poros, impidiendo que la piel respire correctamente. Una buena limpieza facial es fundamental para mantener una piel saludable, luminosa y uniforme.

Existen numerosos productos para limpieza facial con diferentes formatos. En el blog ya hemos visto varias recetas de limpiadores faciales y desmaquillantes de texturas e ingredientes distintos, a base de aceites, arcillas, exfoliantes... Puedes ver otras recetas de limpiadoras aquí ⬇


A la hora de decidirnos por un producto de limpieza facial debemos tener en cuenta nuestro tipo de piel y la preferencia y gusto personal.

Hoy incluimos un nuevo formato de limpiadora facial en el blog: LECHE LIMPIADORA FACIAL
Con una receta básica, con pocos, pero efectivos ingredientes.


La leche limpiadora es un clásico en la higiene facial, perfecta para pieles secas y/o deshidratadas, por lo que se convierten en una fuente extra de hidratación, ideal en pieles maduras. Hidrata a la vez que limpia en profundidad, y son suaves con la piel, por lo que tan bien son perfectas en pieles sensibles y delicadas.

Esta receta es una leche limpiadora facial muy suave, con base de aceite de almendras, un aceite indicado para todo tipo de pieles y con muchas propiedades beneficiosas.

A la hora de elegir aceites para formulas leches limpiadoras hay que tener en cuenta que sean aceites con propiedades para la limpieza profunda de la piel, ya que esa será la principal función del cosmético. El aceite de almendras además de arrastrar eficazmente la grasa y suciedad de la piel, la protege, suaviza e hidrata.

Y el agua de rosas ayuda a tonificar, calmar y refrescar nuestra piel.

Ingredientes


El benzoato de sodio y el sorbato de potasio actúan como conservante. Podemos utilizar otro tipo de conservante y su uso es opcional, pero aconsejable si se hace una cantidad de producto que no se vaya a consumir en un corto periodo de tiempo. Con el conservante la vida de la leche es de unos 3 meses. Si se prescinde de su uso es mejor hacer pequeñas cantidades cada vez.

Para enriquecer aun más la leche y aportar aroma, hemos añadido aceite esencial de ylang ylang,  puede ser sustituido por otro aaee con propiedades y aroma de nuestra preferencia. Puedes consultar las propiedades del aceite esencial de ylang ylang, junto con la del resto de ingredientes de la receta en la presentación que te dejamos al final del post

En este vídeo puedes ver todo el proceso de elaboración de la leche limpiadora:




O consulta los pasos para realizar las cremas en el siguiente enlace:


Modo de uso
1. Coge una pequeña cantidad de leche limpiadora.
2. Aplica con movimientos circulares en cara, cuello y escote. Desde el centro de la cara hacia fuera y de abajo hacia arriba. Realiza un masaje facial durante unos segundos.
3. Para una mejor aplicación del producto, puedes mojar con agua la yema de los dedos y repetir los movimientos
4. Retira el exceso de producto un disco de algodón húmedo y limpio. Uno para cada zona. 
7. Si sientes la piel algo tirante después de la aplicación puedes refrescarla aclarando con agua y después sécate la cara con una toalla limpia.
Tu piel ya estará preparada para recibir los siguientes pasos de tu rutina facial. Aplica un tónico, serúm, hidratante, o los cosméticos que suelas utilizar habitualmente en tu rutina.


Los cosméticos artesanales son una bonita opción como regalo o decoración tu cuarto de baño. Una bonita etiqueta mejora la imagen de los envases. Si te gusta la etiqueta que hemos diseñado para la leche limpiadora facial puedes descargarla en la sección de descargas


En esta presentación puedes consultar las propiedades de cada uno de los ingredientes de la leche limpiadora facial:



 
       (\_/)
    (≧◡≦)
 <[:]|||||||[:]>
      (")(")  ... Ciao.


¡SIGUEME Y NO TE PIERDAS NADA!
Twitter Facebook Instagram Pinterest Google+

Acondicionador manteca de karite y aceite de coco (con aclarado)

    Cómo elaborar un acondicionador enjuagable con manteca de karité y aceite de coco

El acondicionador es al cabello lo que la crema hidratante a la piel.  Mantiene el cabello hidratado, lo suavidad y facilita el peinado.

Además de desenredar el pelo y aportar brillo, ayuda a controlar el frizz o encrespamiento del cabello.

Este acondicionador casero está elaborado con aceite de coco y manteca de karité, con propiedades nutritivas, antioxidantes y reparadoras, para lograr un cabello sedoso, suave y brillante.


Es una crema con una textura ligera, para que no apelmace el cabello. Puede usarse en todo tipo de pelo, cumple su función desenredarte sin restar volumen o engrasar el cabello.


Para emulsionar la crema hemos utilizado Btms, las propiedades de esta cera la hacen ideal para preparados cosméticos capilares, puedes consultarlos en la presentación que incluimos al final del post.

Además, esta cera emulsionante facilita el aclarado. Podemos realizar acondicionadores y mascarillas enjuagables, que no dejan residuos en el cabello tras el aclarado.

    Ingredientes 

  • 140 gr. Agua de azahar
  • 16 gr. Aceite de coco
  • 4 gr. Manteca de Karité
  • 5 gr. Glicerina vegetal
  • 8 gr. BTMS (cera emulsionante)
  • 2 gr. Conservante (Cosgard, 60 gotas)
  • 20 gotas aceite esencial (lima)

¿Cómo se hace?

El procedimiento para realizar cremas es igual en todos los preparados. Puedes ver el paso a paso para realizar cremas pinchando en el siguiente enlace


O ver el paso a paso de cómo hemos elaborado el acondicionador de karité y coco en este vídeo: 



Modo de uso

Se aplica después del champú, con el cabello húmedo.

Toma una porción de crema y extiéndela por el cabello de medios a puntas. Deja actuar unos minutos y enjuaga con abundante agua.



Puedes descargar la etiqueta que hemos diseñado para el acondicionador de manteca de Karité y aceite de coco en la sección descargas del blog:


En esta presentación puedes consultar las propiedades de los ingredientes que componen la receta:



!SIGUEME Y NO TE PIERDAS NADA!
Twitter Facebook Instagram Pinterest Google+
Leer más...

Cómo elaborar mantecas a partir de cualquier aceite vegetal

    Cómo transformar un aceite vegetal en una manteca


A partir de aceites vegetales, podemos elaborar una manteca vegetal. Este procedimiento tiene la ventaja que podemos elegir el aceite que más nos guste o el más indicado para una determinada receta.

Podemos usarla tal cual, a modo de hidratante corporal, beneficiándonos de las propiedades para la piel de cada aceite, o incorporarlas como ingredientes de nuestras recetas cosméticas.

Si no te gusta el formato de hidratante en aceite o no lo usas en invierno por su acabado sobre la piel con una textura brillosa, esta fórmula te va a encantar, ya que podrás convertir tu aceite favorito en una manteca para usarlo en ese formato.



Otra ventaja es que podemos dar la consistencia que prefiramos según la proporción que añadamos de cada ingrediente, obteniendo una manteca más blanda o dura.

También podemos elaborar mantecas de oleatos, así podemos obtener una manteca de zanahoria, de caléndula, lavanda... o de la planta que maceremos.




Las mantecas se elaboran añadiendo al aceite dos ingredientes: ácido esteárico y alcohol cetílico

El ácido esteárico es una grasa cerosa sólida cuando está a temperatura ambiente. Es utilizado para endurecer y aportar estabilidad a la espuma en la elaboración de jabones.  En nuestra receta cumplirá la función de espesar el aceite.

El alcohol cetílico es un co-emulsionante de origen vegetal, se utiliza para aportar mayor consistencia y textura a las cremas. Aportará la textura cremosa a la manteca.


He elaborado una manteca con un refrescante aroma cítrico a partir de un oleato. Macerado de naranja en aceite de oliva.



Con estos porcentajes el resultado ha sido una manteca con una textura semi-dura.  Podemos utilizar cualquier otro aceite. Para elaborar una manteca con textura más blanda, aumentaremos el porcentaje de aceite de la receta. Por el contrario, para una manteca más dura, aumentaremos el de alcohol cetílico y el de ácido esteárico.



La Vit. E es un antioxidante, no es necesario para elaborar la manteca, pero si lo usamos evitará el enranciamiento de los aceites.

Si queremos aportar aroma a la manteca puedes incluir unas gotas de aceite esencial que más te guste.

Elaboración

La elaboración es muy sencilla. Solo tenemos que fundir el alcohol cetílico y el ácido esteárico en el aceite. Para ello ponemos los tres ingredientes en un recipiente y lo llevamos al fuego, lo ideal es hacerlo al baño maría.

Cuando el alcohol cetílico y el ácido esteárico estén ya en estado líquido, retiramos del fuego y dejamos enfriar, batiendo la mezcla de vez en cuando mientras enfría.

Según vaya enfriando la manteca irá endureciendo. Antes de que termine de enfriar del todo y adquiera su textura final, añadimos la Vit. E y el aceite esencial, si vamos a usarlos en la receta.


En este vídeo puedes ver el paso a paso para elaborar las mantecas.




      (\_/)
    (≧◡≦)
 <[:]|||||||[:]>
      (")(")  ... Ciao.



¡SIGUEME Y NO TE PIERDAS NADA!
Twitter Facebook Instagram Pinterest Google+
Leer más...

Jabón artesanal de naranja.

Receta jabón artesanal de naranja. Elaborado con sosa caustica, proceso en frío. 

Si te gustan los olores cítricos, ¡este jabón te va a encantar!. Son las fragancias más refrescantes y ligeras de todas. Se dice que estos aromas energizantes ayudan a levantar el ánimo.

Y además de su delicioso aroma, la naranja tiene numerosas propiedades para nuestra piel. 



Propiedades del jabón de naranja
  1.  Rica fuente de vitamina C, gran antioxidante. Combate el envejecimiento de la piel y previene la aparición de arrugas. 

  2. Ayuda a eliminar las manchas y a unificar el tono de la piel.

  3. Efecto exfoliante, elimina las células muertas.

  4. Propiedades astringentes, antisépticas y calmantes. Trata el acné y elimina los puntos negros.

  5. Hidrata la piel gracias a los aceites naturales presentes en las naranjas 


INGREDIENTES
   338 gr. oleato de cáscara de naranja en aceite de oliva
   203 gr.  aceite de coco
   135 gr.  aceite de soja
   229 gr.  zumo de naranja (congelado)
   94 gr.  sosa caustica (hidróxido de sodio)
   54 gr. extracto de naranja
   0,7 gr. tintura de benjuí
    15 gr. aceite esencial de naranja
     5 gr. aceite esencial de menta
  Cáscara de naranja en polvo
  Zanahoria deshidratada en polvo

Para intensificar el color naranja del jabón he utilizado un colorante vegetal, zanahoria en polvo. Se realiza con el mismo proceso que la cáscara de naranja en polvo.  Puedes ver cómo hacer colorantes vegetales en el siguiente enlace. Son muy fáciles de hacer.
Cómo hacer colorantes naturales - vegetales, en polvo

Como aceite principal he preparado un aceite de naranja con base de aceite de oliva. Los oleatos de plantas también son muy sencillos de preparar. Si aún no sabes elaborarlos, puedes ver como se hace el aceite de naranja y otros vegetales pinchando en el siguiente enlace.🔻 



Y como decoración he incluido unas rodajas de naranja deshidratada sobre el jabón.



Está elaborado mediante el proceso en frío. Puedes consultar el paso a paso para realizarlo pinchando en el enlace 🔻



O si lo prefieres, ver como he elaborado el jabón artesanal de naranja en el siguiente vídeo


  (\ /)
( ^.^ )
(") (") ... Ciao.

¡SIGUEME Y NO TE PIERDAS NADA!
Twitter Facebook Instagram Pinterest Google+
Leer más...

Body milk (crema corporal) hidratante y tonificante

Receta para elaborar "body milk" hidratante, reafirmante y tonificante con aceite de macadamia y pepita de uva

Para el cuidado corporal podemos encontrar varios formatos, aceites, cremas corporales (las llamadas body milk) o mantecas corporales. Todos para una misma función, pero con diferentes características.

La opción de formato a elegir dependerá en gran medida de las circunstancias en las que vayamos a aplicar nuestro tratamiento corporal.

Una de las principales características de los body milk, es que se trata de una textura fluida y de fácil absorción, gracias al alto porcentaje acuoso que contienen. Lo que les hace ideales para después de la ducha, cuando normalmente, necesitamos vestirnos en el menor tiempo posible.


Las mantecas corporales tienen una textura más untuosa debido a el mayor porcentaje graso, aceites, manteca y ceras, en su formulación. Son más nutritivas, pero su tiempo de aplicación y absorción es más lento. Lo que las hace más recomendables para la noche, antes de acostarnos o cuando dispongamos de tiempo de "relax".

Ya vimos en el blog recetas para preparar aceite corporal y manteca corporal. Esta vez compartimos la fórmula de un body milk  que nos ayudará a mantener la piel hidratada fácilmente, podemos usarla a diario, se extiende y absorbe con facilidad.

Se trata de una crema hidratante, reafirmante y tonificante, sin perder fluidez en su textura, gracias a sus ingredientes

Contiene, entre otros, aceite de macadamia, un aceite especialmente indicado para el cuidado de las pieles flácidas, aportando turgencia y elasticidad, pero a la vez ligero y no comedogénico.


Ingredientes

FASE ACUOSA

60 gr. agua destilada

60 gr. agua de rosas


18 gr. gel de almidón de patata


4 gr. glicerina o extracto glicerinado
FASE OLEOSA

20 gr. aceite de macadamia

20 gr. oleato café en aceite de pepita de uva


10 gr. cera lanette






OTROS

1,5 gr. conservante (45 gotas cosgard)

20 gotas aaee palmarrosa


20 gotas 
aaee cedro

20 gotas aaee canela



Algunos apuntes sobre los ingredientes...

La glicerina vegetal aporta hidratación, es capaz de retener el agua en las células y por ello favorece la hidratación de la piel durante más tiempo. Puedes mejorar aún más sus propiedades utilizando un extracto glicerinado, donde las propiedades de una planta se han extraído al macerarla en glicerina.

Para este body milk, utilizamos un extracto de salvia que hemos elaborado nosotros mismos.  Son realmente fáciles de preparar, puedes comprobarlo en el siguiente enlace:


También puedes enriquecer los aceites a través de la maceración de plantas. Para nuestra leche hidratante hemos preparado un oleato de café en aceite de pepita de uva. La cafeína es un excelente anticelulítico. Pincha en el siguiente enlace para ver cómo se realizan


Con almidones y féculas como el de maíz, arroz, patata, tapioca podemos hacer geles que nos sirven para espesar, texturizar y emulsionar las cremas. Además de aportar maravillosas propiedades para la piel. Matifican la piel y aportan un tacto sedoso.

En esta ocasión hemos empleado gel de almidón de patata, todos se realizan igual. Son muy sencillos de elaborar a partir de los almidones. Puedes ver el proceso en este vídeo 





¿Cómo se hace?

El proceso de elaboración es el mismo en todas las cremas, solo varían los ingredientes. Puedes ver cómo se elaboran las cremas pinchando en el enlace



O ver cómo hemos elaborado el body milk de macadamia y pepita de uva en este vídeo

🔻


Consulta las propiedades de los ingredientes ⤵



Puedes encontrar y descargar la etiqueta que hemos diseñado para el body milk, junto a otras de otros cosméticos del blog  AQUÍ

 (\(\
 ( ':')
( (")(") ✿❀❁ Ciao 


Twitter Facebook Instagram Pinterest Google+
Leer más...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...